Saltar al contenido

UE pide acciones tras la falta de respuesta a la ley de propaganda LGBT+ de Hungría

UE pide acciones tras la falta de respuesta a la ley de propaganda LGBT+ de Hungría

La Comisión Europea ha sido criticada después de que uno de sus representantes hablara de la necesidad de «equilibrio» con respecto a la denostada prohibición húngara de la «promoción» de las personas LGBT+. Por  ende, la UE pide acciones, tras la falta de respuesta a la ley de propaganda LGBT+ de Hungría.

Comisarios, ministros y eurodiputados de la UE se apresuraron a dar la voz de alarma sobre el proyecto de ley, aprobado por el Parlamento del país, la Asamblea Nacional, en una votación de 157 a 1 el lunes (15 de junio).

En un cambio de última hora a un proyecto de ley contra la pedofilia, los legisladores afines al gobierno introdujeron una enmienda que prohíbe a las escuelas, los medios de comunicación y la publicidad «promover» la vida LGBT+ entre los menores.

protestas LGBT+ de Hungría
Los activistas han calificado la respuesta del bloque como poco brillante.

UE pide acciones tras la falta de respuesta a la ley de propaganda LGBT+ de Hungría

La Comisión Europea, brazo ejecutivo de la UE, ha señalado su intención de imponer sanciones a Hungría como represalia, en una línea similar a la de Polonia. Pero los activistas han calificado la respuesta del bloque como poco brillante. Uno de los expertos en derechos humanos calificó al portavoz de la Comisión de «apologista de las políticas homófobas de extrema derecha«.

En una rueda de prensa celebrada el miércoles por la tarde (16 de junio), el portavoz de la Comisión en materia de Derecho e Igualdad, Christian Wigand, adoptó un tono prudente. Wigand dijo que la Comisión está «al tanto» de la ley húngara contra el colectivo LGBT+ y del «debate nacional» en torno a ella y que la está estudiando.

«En general, a la hora de proteger a los niños de contenidos nocivos, es importante que los Estados miembros encuentren el equilibrio adecuado entre los derechos fundamentales pertinentes, como la libertad de expresión y la no discriminación», añadió. Su comentario contrasta con las declaraciones más rotundas, pero todavía muy simbólicas, de los responsables de la Comisión.

La presidenta Ursula Von Der Leyen dijo que el bloque está «preocupado» y está «evaluando si incumple la legislación comunitaria pertinente». Este «pesar» fue ampliado por Didier Reynders, comisario de Justicia del bloque, quien dijo: «Nadie debería ser censurado«.

Críticas a la Comisión Europea por su «floja» respuesta

La respuesta de la UE hacia Hungría provocó una tormenta de críticas, y muchos se limitaron a pedir: «Por favor, hagan algo». Varios altos cargos de Human Rights Watch, uno de los principales grupos de defensa de los derechos humanos, expresaron su preocupación por la aparente inacción de la UE. Entre ellos, el director de defensa del grupo para Europa y Asia Central, Philippe Da y su director de medios de comunicación europeos, Andrew Stroehlein.

Una investigadora de alto nivel, Lydia Gall, especializada en los Balcanes Occidentales y Europa del Este, calificó sin rodeos la respuesta del bloque de «floja». La Comisión Europea ha respondido a la oleada de políticas anti-LGBT+ en Estados miembros como Polonia, con un rechazo tanto financiero como metafórico.

Ha retenido el financiamiento vital de las regiones polacas que se han declarado «zona libre de LGBT«, al tiempo que se ha declarado «zona de libertad» para los maricones. El año pasado, los comisarios también pusieron en marcha un plan de lucha contra la discriminación, aumentando la presión para que los Estados miembros protejan a los ciudadanos LGBT+.

Obstáculos

Sin embargo, la Comisión Europea se ve un poco obstaculizada porque sus recomendaciones no son vinculantes para los Estados miembros. La legislación debe ser aprobada por el Parlamento Europeo y por los gobiernos nacionales antes de que pueda tomar medidas contra los países que no las cumplan.

Mientras tanto, la UE pide acciones tras la falta de respuesta a la ley de propaganda LGBT+ de Hungría y una de las vías que puede tomar, como insinuó Von Der Leyen, es el procedimiento de infracción.

Se trata de un mecanismo para suspender ciertos derechos de los Estados miembros de la UE si se considera que infringen la legislación comunitaria, como el artículo siete del Tratado de la Unión Europea, relativo a la igualdad y la dignidad humana.

Protestas en Hungría

La nueva ley prohíbe todo lo relacionado con la homosexualidad y el abordaje de estos temas en las escuelas.

Valora este Articulo: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…